¿Cuál es el oscuro interés que mueve a Adriana Dávila?

Desde su llegada al Senado de la República, Adriana Dávila prestó especial interés al tema de Trata de Personas, bajo una supuesta “propuesta” de su bancada (PAN), se hizo de la Presidencia de la Comisión contra la Trata de Personas.

Con el objetivo de cumplir la importante labor legislativa de perfeccionar el marco jurídico sobre el tema, revisar la política exterior que tenga relación directa, así como impulsar políticas públicas integrales desde la perspectiva de otras materias como salud, educación, migración, justicia, seguridad pública, equidad de género, etc… que permitan erradicar este terrible crimen, fue que se creó dicha comisión.

Sin embargo, al paso de más de cinco años y por cumplirse el fin de la LXIII Legislatura Federal, Adriana Dávila Fernández, originaria de Tlaxcala, un estado donde existe un grave problema en materia de trata de personas, parece tener otros intereses.

La Dictadura en el PAN Tlaxcala…

Durante su gestión ha intentado gobernar el estado en dos ocasiones, asimismo, impulsó a sus cercanos para tomar “posiciones clave” en gobiernos municipales con problemas de trata de personas, tales como Acuamanala, Tenancingo y San Luis Teolocholco, con quienes mantiene una estrecha relación y a quienes defiende intensamente cuando son criticados por las nulas acciones de prevención en la materia.

Por otro lado en el Congreso local, impuso a Guadalupe Sánchez Santiago como Diputada plurinominal del PAN, a quien posteriormente delegó como Presidenta de la Comisión contra la Trata de personas en el Congreso de Tlaxcala, donde se mantiene hasta el momento.

Cabe hacer mención, que la misma Guadalupe Sánchez Santiago a pesar de no ser originaria de la zona, fue impuesta como candidata del PAN a diputada Federal del tercer Distrito con cabecera en Zacatelco, distrito que se conforma por 28 municipios del sur de Tlaxcala, entre ellos Tenancingo, Papalotla, Acuamanala y Teolocholco, sitios calificados como puntos rojos en incidencia delictiva respecto a la trata de personas.

De ganar Sánchez Santiago compartirá bancada con Adriana Dávila quien es candidata número 2 plurinominal a Diputada Federal, al igual que otro de sus aliados , el Dirigente Estatal del PAN Carlos Carreon Mejía, también candidato pluri a la Cámara de Diputados.

Análisis del informe de la Comisión Intersecretarial vs Trata fue manipulado

El falso “análisis” de la Comisión Contra la Trata

En el Senado, sólo un trabajo ha sido presentado por Dávila Fernández, un supuesto “análisis y evaluación” del informe 2015 presentado por la Comisión Intersecretarial Contra la Trata de Personas, mismo que resultó ILEGAL, ya que no cuenta con las facultades para realizarlo.

Dicho informe debió ser remitido de acuerdo al artículo 93 en  materia a la Presidencia de la Mesa Directiva del Senado de la República, no a la Comisión Ordinaria contra la Trata de Personas que preside la senadora Adriana Dávila, como ella misma lo asegura. En caso de habérsele turnado el documento para su análisis o evaluación, constaría el acuerdo del Senado.

En el reglamento interno del Senado de la República en su artículo 117 numerales I y II establece que: “…las comisiones ordinarias elaboran dictámenes, informes y opiniones respecto a los asuntos que se les turnan; y ejercen las facultades de información, control y evaluación que les corresponden”.

Sin embargo, ninguno de los supuestos establece que la “evaluación” corresponda como atribución conferida para realizar dicha actividad por parte de la Comisión contra la Trata de Personas.

El documento llamado “Análisis y Evaluación del Informe Anual 2015 de la Comisión Intersecretarial contra la Trata de Personas” señala en la portada que es emitido por la Presidencia de la Comisión contra la Trata de Personas de la H. Cámara de Senadores; sin embargo, no es validado por más miembros de dicha comisión, lo que sugiere que este documento se presenta a título personal de la Senadora Adriana Dávila Fernández.

El documento se encuentra plagado de mentiras, errores y descalificaciones en contra de la Comisión Intersecretarial integrada por los titulares de las Secretarías de Comunicaciones y Transportes, Relaciones Exteriores, Trabajo y Previsión Social, Salud, Desarrollo Social, Educación Pública, Turismo, así como la PGR, el DIF, la Procuraduría Social de Atención a Víctimas del Delito, el Instituto Nacional de las Mujeres, de Migración, el de Ciencias Penales y presidido por la Secretaria de Gobierno.

De manera que es utilizado por la Senadora Dávila como herramienta para justificar su perseverancia para modificar la Ley General para Prevenir, Sancionar y Erradicar los Delitos en materia de Trata de Personas.

De acuerdo a la Ley General en la materia, este informe debe ser anual y debe enviarse tanto al Poder Judicial como al Poder Legislativo de la Federación y difundirse de manera amplia ante la sociedad, sin embargo y después de este “análisis y evaluación” que realizó a título personal la Senadora Dávila Fernández, no ha vuelto a publicarse.

¿Vínculos entre Dávila y tratantes?.

En 2013, la  Presidenta de la Comisión contra la Trata de Personas en el Senado, Adriana Dávila, invitó a Alejandra Gil Cuervo, a un panel de expertos en el Senado de la República para discutir la legislación contra trata de personas.

Gil Cuervo resultó ser una de las más peligrosas tratantes en la Ciudad de México, es conocida popularmente como “La Madame de Sullivan” o “La Madrota”, quien fue sentenciada a 15 años de prisión por el delito de trata de personas.

En dichas discusiones, Gil Cuervo se manifestó contra la presente ley y dijo que trabajar a favor de las sexo servidoras podría considerarse como facilitar la trata de personas. “Quisiera pedir que se haga una conciencia en este artículo, de que se reconozca el trabajo de algunas organizaciones (…) Si no tuviéramos transparencia no estaríamos dando la cara”.

Hasta antes de su detención, Gil Cuervo fungía como Presidenta de la Asociación en Pro Apoyo a Servidores (Aproase), organización que aseguraba defender los derechos de los y las sexo servidoras, y asistía a foros de defensa de derechos humanos.

Después de la detención de “La Madame de Sullivan”, la senadora Adriana Dávila negó tener nexos con Alejandra Gil, aseguró que nunca se reunió en privado con ella y que tampoco tomó en cuenta sus propuestas para la reforma que posteriormente presentó y que hasta la fecha sigue impulsando.

De igual forma y para integrar su propuesta de reforma, invitó al Senado a Luis Enrique Genis, vocero del Movimiento Pro Entretenimiento Erótico, quien comentó que los trabajadores de bares y centros nocturnos de la ciudad son chivos expiatorios para justificar la detección y protección de las víctimas de trata de personas, por una supuesta confusión que propicia la redacción de la ley, en la definición del delito.

Asimismo Morelia Tovar, de la Asociación Movimiento Pro-erótico, señaló que les preocupa que las autoridades del Distrito Federal combatan este delito en lugares donde no existe; y señaló que la mala redacción de la Ley Contra la Trata de Personas permite abusos de las autoridades.

Ambos argumentos son las principales justificaciones para los constantes intentos de Dávila para modificar la presente Ley contra la trata.

Asociaciones de “Entretenimiento” Erótico A FAVOR de propuesta de Dávila Fernández

Adriana Davila y su animadversión contra Orozco.

Adriana Dávila ha tratado de desacreditar los avances en la materia al grado de asegurar que en el país, sólo existen 6 sentencias por el delito de trata de personas, contraviniendo la información de la Comisión Intersecretarial, de igual forma, han sido reiterados los ataques contra una sola persona, la activista Rosi Orozco a quien se le atribuye la creación e impulso de la Ley contra la Trata vigente en el país, (la que Adriana Dávila intenta modificar).

En diversas publicaciones, entrevistas, e intervenciones en el pleno del Senado, Dávila descalifica los testimonios de sobrevivientes de trata de personas, activistas, periodistas,  actores políticos, gobernadores y hasta amigos a quienes en algún momento encumbró y que ahora manifiestan su interés por combatir este delito, situación que parece crear enemistades con la Senadora.

La Traición…

A pesar de que Adriana Dávila recibió el respaldo de Margarita Zavala durante su campaña rumbo a la Gubernatura y criticó severamente a Ricardo Anaya por no definirse como aspirante o dirigente, ahora manifiesta abiertamente su respaldo al Candidato Presidencial de PAN Ricardo Anaya Cortes, mientras que criticó severamente a Margarita Zavala Gómez por haber mencionado el tema de trata de personas durante su reciente visita al estado de Tlaxcala donde se reunió con líderes y especialistas para comprometerse contra este delito.

¿Cuál es entonces el oscuro interés de la Senadora Adriana Dávila?